¿Qué buscan las mujeres?

pareja sexo cavernicola

He decidido escribir este artículo como preámbulo y para profundizar un poco más en el vídeo: “¿Qué buscan las mujeres de los hombres?” que puedes ver más abajo y que está en mi canal de YouTube.

Evidentemente que las mujeres sabemos que practicar sexo con preservativo evita que nos quedemos embarazadas.

Porque, por supuesto, cuando me refiero a que las mujeres nos acostamos con un hombre pensamos que vamos a tener hijos con ellos, no me refiero de forma literal. Es decir, no lo pensamos. Nosotras realmente estamos pensando en “la magia del momento”, pero nuestra nuestra forma real de actuar con el sexo está regida por lo que pasaba hace miles de años. Por lo tanto, no podemos evitar actuar tal y como nuestro inconsciente está pensando, y es que un hombre que mantiene una relación sexual con nosotras, nos preñará. ¡¡Porque hace miles de años no existían los preservativos!!

Pero… ¿por qué nuestro inconsciente piensa así?

[mailpress]

Pues para protegernos, por supuesto. Si eres mujer y estás leyendo estas líneas, quizá te esté desvelando un pequeño secreto, porque “la revolución de la liberación sexual” quizá te haya absorbido sin darte cuenta (como a muchas). Pero si eres un hombre, no te voy a desvelar ningún secreto: “Los hombres no quieren relaciones con guarrillas”. Llamémoslas guarrillas, ligeras de cascos, facilonas, etc. (De aquí viene el Factor Fulana: que las chicas no queramos ser percibidas ni percibirnos nosotras mismas como fáciles y poco selectivas).

Así que, si tenemos en cuenta que hace miles de años todavía no se había inventado el preservativo y que si nos comportábamos como una chica facilona y manteníamos relaciones sexuales con algún hombre lo más probable es que nos quedáramos preñadas… ¿qué íbamos a hacer si dicho hombre nos dejara solas en mitad de la savana, embarazadas, sin alimentos, con dificultades para movernos hacia el final de nuestra gestación y demás problemas que surgen durante el embarazo?

Como bien habrás podido deducir, no quedó ninguna superviviente de las que se acostaba con el primero que pasaba porque luego iba a quedarse “compuesta y sin novio”. Posiblemente, moriría de inanición en el mejor de los casos o devorada por un gatito gigante.

Sin embargo, sí que sobrevivieron aquellas mujeres que, antes de mantener relaciones sexuales con un hombre, se aseguraban de que ese hombre realmente tenía la voluntad de cuidarlas y protegerlas. Y no solamente sobrevivieron ellas, sino que sobrevivieron sus hijos también.

Las mujeres buscamos de una forma inconsciente a hombres que sepan ser hombres. NO QUEREMOS PELELES. Queremos hombres que sepan llevar las riendas tanto en momentos buenos como en momentos malos, hombres que sepan crear oportunidades. Por eso, las mujeres os vamos a estar poniendo a prueba constantemente. Por eso, las mujeres buscamos Ganadores porque los trucos y las rutinas aprendidas se acaban.

¿Que si las mujeres tomamos la iniciativa? Por supuesto, pero mediante indicadores que deben leerse entre líneas, mediante sutiles pinceladas que pintan el camino… Y si te comportas como un PELELE que no tomas las riendas la chica se cansará de enviarte señales (aunque tú jures y perjures que no puedes verlas porque no te envía ninguna). ¿Lo próximo que hará esa chica? Fijarse en otro más Ganador, porque tú le habrás demostrado que no lo eres (todavía).

Así que… ¿qué vas a hacer a partir de ahora cada vez que te mire esa chica?

Por supuesto, ahora no es 100% igual, y las mujeres no necesitamos que nos juren amor eterno para tener que acostarnos con un hombre (afortunadamente, nuestra vida no depende de ello). Pero, querido mío… por suerte o por desgracia, las bases siguen siendo las mismas y solamente tenemos que volver a aprender a jugar las reglas del juego que ha habido siempre.

[mailpress]

3 Comments

  1. Es realmente increíble el mundo de la seducción¡¡
    Fantástico vídeo y buen comentario.
    A seguir así África 😄

  2. Perfectamente bien explicado el punto, es un tema difícil y extenso, pero lo importante está aquí. Las mujeres, así como los hombres, obedecemos a nuestros genes, que a su vez están programados con la misma programación (sin evolución) de nuestros antepasados que vivían en tribus.

    Las mujeres poseen esa ligera y sutil forma de poseerse a sí mismas a través de sus sentimientos, que son su escudo protector que les indica el camino a seguir para tener seguridad, y estabilidad, qué es, a final de cuentas, lo que todos buscamos.

    Un saludo, Africa.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s