estilo directo suicida

ligar con estilo directo suicida por Henky

Lun Dic 03, 2007 3:03 pm

CBS CON ESTILO DIRECTO SUICIDA

Hola a todos,
No suelo escribir Partes de Sargeo , sin embargo este voy a narrároslo, ya que discurre por unos extraños derroteros por los que estoy avanzando últimamente y creo que aporta una visión un tanto diferente de todo esto.
Antes de nada, dos comentarios: el primero es que, para entender a qué me refiero cuando hablo del Suicidio, será necesario leer este post cuyo link dejo a continuación, que escribí hace poco hablando del calentamiento (el suicidio: tónico revitalizante para el sargeador): http://www.seduccioncientifica.com/foroseduccion/viewtopic.php?t=7184

El segundo es que, el rol de “Soy un guarro” que voy a utilizar en este parte, no es una idea original mía (no quiero colgarme ninguna medalla que no me corresponda) sino que fue acuñada por Cachondo Mental. Amigo Cachondo, si lees esto y recuerdas nuestra conversación aquel día en el Areia, ¡muchas gracias por este divertido recurso!

Paso a contaros. Ocurrió este viernes.
El fin de semana anterior había sido bastante desastroso; únicamente habíamos Jugado en un local abarrotado, casi sin sets, con la música exageradamente alta y el resto de la noche la habíamos pasado andando, muertos de frío, tratando de entrar a algún otro bar (cosa que no conseguimos; bien porque estaban cerrados, llenísimos o había que pagar demasiado para la hora que era…) por lo que no habíamos cerrado.
Por este motivo, salí de casa cargado de energía (la de este fin de semana y la del anterior) y me reuní con mi ala Rápsoda en el lugar habitual (por cierto que, allí conocimos a dos miembros de la comunidad los cuales, casualmente, habían quedado en encontrarse en el mismo lugar), pero ya estoy divagando… vayamos al grano.

Llegamos a Avenida de Brasil donde nos reunimos con Shade. Mientras dirigíamos nuestros pasos hacia el primer local, íbamos haciendo pequeños calentamientos con todos aquellos sets con los que nos cruzábamos, disparándose aún más mi energía, que ascendía vertiginosamente como si de un cohete se tratara. Finalmente accedemos al pub; se trata de un sitio bastante grande, pero fiel a la Regla de los 3 segundos (o, si lo preferís, de los 15 segundos como mucho, ¡pero aplicadla chicos!) nada más entrar fijo mi mirada en un Set de dos TB7, una de ellas, mi objetivo, con un llamativo escote ideal para realizar mi suicidio y dar por finalizado mi calentamiento.
Me giro hacia Rápsoda:  “¿Ves esa rubia? Jeje Bien, pues este es el suicidio de Henky…” viene conmigo para ocuparse del obstáculo.
Me acerco con mucha naturalidad, pongo una mano en cada uno de sus hombros, por lo que paran de hablar y me miran con desconcierto.
“Perdonad que os interrumpa, ¿estabais tratando algún tema importante? Es que tengo que decirle algo urgente a tu amiga” Todo esto con una seguridad aplastante, con completa calma, sin sonreír aunque no demasiado serio.
Dicen que no, que me escuchan, por lo que me giro hacia el objetivo:
Veras. He decidido que voy a seducirte, pero me asusta que vayas a querer pegarme porque soy muy descarado y además bastante guarro.
Ambas me miran alucinadas, con una carcajada incipiente que pugna por salir de sus labios. Rápsoda, igualmente sorprendido, reacciona rápidamente comenzando a distraer al obstáculo, dejándome solo con mi objetivo, sonriente y completamente enfrentada a mí… el enganche había sido vertiginoso ¿Cuán rápido sería el cierre?

Lo cierto es que admiro a aquellos AVEN que, en sus reportes de campo, son capaces de plasmar las conversaciones literalmente, tal y cómo ocurrieron. Por desgracia, mi memoria no es tan prodigiosa, ya han pasado días y me sería imposible transcribir la conversación entera. No obstante, creo que lo importante es transmitir el descaro del rol de guarro desvergonzado, así como la disposición del sargeador, cosa que creo que lograré con algunos comentarios. Continúo:

Comencé una rápida Kinoescalada mientras continuaba hablando, con ese tono mezcla de seriedad y resignación, sobre lo guarro que yo era. Mi desvergüenza hacía que la TB se partiera de risa, aceptando mi Kinoescalada con sorprendente alegría y contribuyendo a todos los juegos de roles que hábilmente le sugería… que si éramos bisexuales, que si nos dedicábamos al porno, que si ella era más cochina que yo y que me avergonzaba. La tensión sexual, enmascarada entre risas, se hacía cada vez más intensa y evidente; todo lo que yo decía, subcomunicaba que íbamos a besarnos y a practicar todo tipo de actividades sexuales con completa seguridad, a lo que ella se mostraba 100% receptiva. Yo iba aumentando el descaro y la carga sexual (muy guarra) de la interacción gradualmente, observando con sorpresa lo bien que ella reaccionaba a todo, sinceramente creo que nada la habría escandalizado ya, pues, como manifestaba una y otra vez, “no le había ocurrido jamás nada parecido”, era una situación completamente nueva para ella y no sabía reaccionar… solo le quedaba dejarse llevar.
Le dije que estaba enamorado de ella, de su carácter, de su sonrisa, de sus ojos… ¡y de sus tetas! Mientras colocaba su mano sobre mi pectoral izquierdo y lo contraía rítmicamente (para hacer esto hace falta dedicarse a la musculación  ) como si de un corazón se tratara.
“Puede que mucha gente te halla dicho lo bonitos que son tus ojos, mirándote las tetas, pero yo voy a ser el primero que te diga lo bonitas que son tus tetas, mirándote a los ojos”
Recurrí a fingidos poemas románticos, con una estrambótica interpretación (acompañado de seductoras caricias), cuyo contraste con mis aseveraciones de ser “muy guarro” favorecían aún más las risas. Le pedí que se casara conmigo y aceptó. Entonces la cogí del brazo y dije en voz alta:
“Yo os declaro, marido y mujer” Me quité uno de mis muchos anillos y lo deslicé en su dedo antes de continuar… “Puedes besar a la novia” Cogí su rostro con las dos manos y la besé suavemente.
Esto la dejó todavía más alucinada. Muy sonriente, se dirigió a su amiga para decirle que le había plantado cuatro besos con “todo mi morro”. Rápsoda volvió a casarnos, volvimos a besarnos y ya la cosa continúo en besos de todo tipo: un beso tierno, ahora un beso muy duro, ahora uno de película porno… muchas risas, muy divertido.

No deseo prolongar esto mucho más, creo que se capta la idea y tampoco quiero que este parte se convierta en un tocho repetitivo. Por supuesto que estoy sintetizando; además de estos elementos, en todos mis comentarios van siempre implícitos la Preselección , Prueba Social , marcadores Alfa , robo de Marco … son cosas a las que ya recurro inconscientemente. También, como hecho curioso, mientras hablaba con ella recibí la llamada de otra TB , a la que no atendí por que “estaba con la chica de mis sueños”, tal y como le dije. Una Preselección muy oportuna, aunque sinceramente creo que no me hacía falta.
Otro dato muy curioso es que, en una ocasión, me preguntó que a qué me dedicaba para tener tanta labia. Le dije que lo adivinara y manifestó que si era un seductor… no pude evitar reírme, a lo que asentí consistentemente. “Eso es, soy un seductor, me dedico a seducir mujeres…”; ella se reía mientras yo le aseguraba que no mentía, los seductores no mentimos. Y era completamente cierto.

Después de estar un rato disfrutando de la compañía, los abrazos y los besos de esta TB tan divertida, decidimos cambiar de local para continuar la noche de Sargeo (era consciente de que, después de sembrar tantísima tensión sexual, aquella chica estaba más que dispuesta a Finalizar aquella noche… de verdad que nuestros comentarios, tanto suyos como míos, eran demasiado explícitos  pero había quedado para Sargear y quedaba mucha noche, lo dejaríamos para un D2 ). Cerré con teléfono y, tras un último abrazo, me despedí de ella prometiendo que la llamaría. Cuando nos giramos, Rápsoda había conseguido robar un delicado beso a la otra TB para sorpresa de mi objetivo.
“¡No puede ser! Mi amiga es muy difícil
Claro Jajaja Tu amiga es muy difícil, pero mi amigo es la ostia

He de añadir que, horas más tarde y tras algunos sargeos más “reglamentarios”, acabamos en un local abarrotado con la música tan alta que hacía imposible una interacción normal. Con la energía por las nubes, pensé que la única solución sería convertirme de nuevo en un suicida… Y así lo hice, esta vez con una TB de puntuación mucho más alta, TB8,5 mínimo, verdaderamente preciosa; y lo cierto es que funcionó estupendamente a pesar de que tenía que gritarla al oído. Completamente enfrentada a mí, me daba Kino , se reía… pero tenía un grupo de amigos al lado que despertaba, como supuse después, su FF . Me dijo que se iba al fondo, que iba a estar allí por si quería pasarme; lo identifiqué como un aro y me negué, tenía mucha energía y me sentía poderoso. Pensándolo más tarde, en boca de una TB de semejante puntuación, creo que bien podría haberlo considerado una invitación interesante… el descaro desvergonzado suicida volvía a funcionar estupendamente.

Dando un paso más en lo que llamaba El Suicido, había nacido para mí una nueva forma de entender el Directo . Podría llamarlo Directo Suicida, o Directo Guarro… el sábado uno de mis alas le dedicó el nombre de Chuliguarro, término que me hizo bastante gracia.
Creo que, el hecho de que este Directo Suicida funcione, radica en tres factores que es interesante analizar:
1. La chica se enfrenta a una situación frente a la que no sabe reaccionar. Crackeas su antivirus y no puede hacer otra cosa que dejarse llevar

2. Es muy importante la actitud del sargeador. Una seriedad que contrasta mucho con lo que dices, muchísima expresividad, hacen que se parta de risa… y ya sabemos que la hilaridad es el mejor anestésico para sus defensas. Creo que este es el punto más importante, si no lo haces bien corres el riesgo de parecer un auténtico degenerado, lo cual no es necesario explicar hasta qué punto sería desastroso. Tu lenguaje corporal debe contrastar poderosamente con lo que dices

3. Eres el tío más Alfa que jamás ha visto. Por supuesto que, para que funcione, tienes que mostrarte súper seguro y ser tremendamente congruente. Comunicarás que coges lo que quieres cuando quieres, con total tranquilidad, activando su regocijo al “ser escogidas” y el deseo de “dejarse llevar” por tu energía.

Espero que no se os haya hecho demasiado largo
¡Un fuerte abrazo!

Henky

_______________

Mario Luna, fundador del Equipo Seducción Científica y autor de las obras
Sex Code: El Manual Práctico de los Maestros de la Seducción ©2007
Sex Crack: Conviértete en un Maestro de la Seducción ©2009
Apocalípsex: Los 10 Mandamientos de la Seducción ©2011